Paso a paso cómo invertir en Lebac y cuánto rinden

Cómo invertir en las letras para poder participar en la licitación que realiza cada martes el Banco Central. Cómo se opera, cuáles son los gastos y desde qué montos es rentable.

Entre las inversiones menos riesgosas, las Lebac son las más recomendadas por los analistas de mercado. Su atractivo es que rinden entre cinco o seis puntos por encima de lo que paga un plazo fijo. Cómo invertir en esta opción accesible que no se limita solo a unos pocos entendidos.

“Claramente que entre las inversiones menos riesgosas, las Lebac ganan por varios cuerpos de ventaja la carrera: sus retornos están cinco o seis puntos por encima de lo que paga un plazo fijo, también son 5,5% más que la inflación esperada promedio para los doce meses que siguen y, además, tienen liquidez en el mercado secundario para venderlas cuando sea necesario si uno necesita el dinero”, señaló el director de MB Inversiones, Diego Burzaco.

“Si uno no tiene miedo a la volatilidad cambiaria que puede ocurrir con las elecciones del 22 de octubre mediante, invertiría, al menos, a 90 días de plazo”, agregó.

Qué son las LEBAC

La licitación de Letras del Banco Central (Lebac) es llevada a cabo cada tercer martes del mes por el Banco Central (BCRA). La autoridad monetaria emite deuda que es comprada por los inversores. El fin de la entidad es absorber pesos del mercado financiero.

A cambio, ofrece una tasa que hoy se coloca en torno al 26,5% anual a 35 días, más que apetecible para un inversor que no encuentra en dólares ni en plazo fijo los rendimientos necesarios.

Cómo puede comprar Lebac un inversor minorista

Para invertir es necesario tener una cuenta comitente en un agente de bolsa. La apertura es gratuita. Para ello es necesario presentar un recibo de sueldo, monotributo o alguna constancia de ingreso y llenar unos formularios en el broker, además de tener una caja de ahorro en pesos en algún banco. Las comisiones comienzan con un fijo de $ 250.

El piso para que opere un minorista es de $ 1000. Pero si se tienen en cuenta los costos, los analistas recomiendan no invertir menos de $ 20.000 (o $ 50.000, según algunos), aunque consideran que “el ideal” es $ 100.000.

Si se tiene en cuenta que el promedio de las comisiones que cobran los agentes de bolsa resta un punto de tasa, las Lebac terminan pagando 7 puntos de diferencia contra un plazo fijo.La diferencia puede variar en más o en menos dependiendo de la entidad y del monto depositado, pero siempre termina siendo significativa.

Lo que cobra el agente de Bolsa es una comisión por la operación que va entre 0,5% y 1% del monto invertido, a lo que se suman a los gastos de mantenimiento de cuenta.

Las inversiones menores a $ 1 millón se realizan en el ‘Tramo No Competitivo’ y sólo se puede optar el plazo del que quieren participar. La oferta siempre será aceptada y la tasa de interés final de la inversión es la tasa de corte que determina el BCRA para el plazo correspondiente.

Cuando vence el plazo elegido el BCRA paga la Lebac y el agente lo acredita en la cuenta comitente del cliente que puede retirar el dinero o volver a reinvertirlo.

En tanto, existe un ‘Tramo Competitivo’ es aquel donde los inversores piden una determinada tasa para el plazo que quieren invertir. La oferta mínima debe ser de $ 1 millón y si la tasa de corte -es decir, la tasa que ofrece pagar el BCRA cuando cierra la licitación- es menor a la requerida, la oferta no es considerada y queda afuera. Si la tasa de corte es mayor a la tasa requerida, la oferta es aceptada automáticamente y se le da al inversor la tasa de corte.

Fuente: El Cronista