El maní de Córdoba sale a superar fronteras

La Cámara Argentina del Maní destacó las gestiones realizadas para ampliar los mercados de Rusia y China.

La cosecha de maní en Córdoba no cerró con buenas noticias: las excesivas lluvias del primer semestre le hicieron perder 47 mil hectáreas y provocaron una disminución del volumen exportable, lo que se contrapone a las buenas perspectivas productivas que hay en el hemisferio norte, en el marco de un mercado signado por la incertidumbre.

No obstante, los productores y empresas maniseras cordobesas redoblan la apuesta a seguir creciendo, con la mira en el exterior, buscando consolidar los mercados en los que ya están presentes y sumar algunos nuevos.

A tal fin, por segundo año consecutivo, la Cámara Argentina del Maní (CAM) disertó en la China Peanut Conference en Qingdao y simultáneamente el sector estuvo presente en la World Food Moscú, la mayor feria alimentaria de Rusia.

China

Según informaron desde la CAM, entre el 7 y el 9 de Septiembre se realizó en la ciudad de Qingdao, en la provincia de Shandong, la China Peanut Conference 2016.

El origen argentino fue nuevamente invitado por la China Chamber of Commerce of Import and Export of Foodstuff, Native Produce and Animal By-Products (CFNA) a exponer sobre su situación y perspectivas, demostrando que tiene la capacidad de abastecer ese mercado gracias a las buenas prácticas agrícolas empleadas en su producción y la calidad de los productos que ofrece.

La comitiva de la CAM estuvo encabezada por el vicepresidente de la institución, Javier Martinetto. Este viaje fue el cuarto realizado a ese destino, que hoy se posiciona como el séptimo comprador mundial y promete seguir creciendo.

Durante la conferencia, Martinetto expuso frente a más de 500 asistentes sobre las estadísticas de producción y exportación, destacando la calidad de maní de Córdoba y resaltando la posibilidad de proveer productos con un alto contenido de ácido oleico, condiciones que lo diferencian del producto de otros orígenes.

Rusia

Cabe recordar que, mientras que las producciones extensivas como la soja, el maíz o el trigo definen sus estrategias de comercialización en función de los precios de pizarra del CBOT o los futuros del Mercado de Futuros y Opciones, los maniseros deben sostener sus acciones de venta a partir de la negociación individual, desarrollando mercados y clientes mediante el contacto personal, con la inversión y el riesgo que ello significa.

La WorldFood Moscow, celebrada del 15 al 18 de septiembre pasados, es una de las diez ferias alimentarias más importantes del mundo. Cuenta con 55 mil metros cuadrados, 1.420 expositores provenientes de 65 países y alrededor de 30 mil visitantes anuales.

Como ya es costumbre, el sector manisero dijo presente con el objetivo de seguir fortaleciendo el posicionamiento del origen en este país que se constituye en el cuarto importador mundial de maní argentino con cerca de 30 mil toneladas anuales.

El mercado ruso se caracteriza por ser altamente influenciado por el nivel de precios. En un momento en que el que se esperan muy buenas cosechas de maní en China e India, los compradores se muestran expectantes por cualquier modificación que ello pueda generar.

Por ende, aquellos que están tomando posición, lo hacen solo para cubrir necesidades del corto plazo. Cabe aclarar que por estas latitudes, la incidencia de la cosecha de Estados Unidos es nula debido a las sanciones comerciales que rigen entre ambos países.

Si bien esta coyuntura de mercado marcó una feria con ritmo tranquilo, los compradores rusos manifiestan su preferencia por el maní argentino, en tanto y en cuanto el precio se mantenga en un rango aceptable.

 

Fuente:   Agro Voz