Controversia entre un vecino y la Municipalidad por la instalación de un Centro Tradicionalista

Foto del complejo tomada del facebook de Daniel Lenarduzzi

19-03-2018 – En la tarde de este domingo, mientras en la ciudad se desarrollaba la Feria en Movimiento en Plaza San Martín comenzamos a recibir una captura de pantalla de una publicación en la cuenta de Facebook a nombre del Sr. Daniel Lenarduzzi quien tiene una quinta camino a Punta del Agua, frente al viejo basural, en la que ha realizado tiempo atrás un complejo para eventos, y donde expone un reclamo hacia el intendente y al Dir. de Servicios Públicos; de acuerdo a lo que se puede leer en el mismo Lenarduzzi comienza diciendo: “Una vez mas estamos viviendo un infierno en nuestra propia casa, gracias a Diego Benso. Digo esto porque hace unos meses atrás vinieron con las maquinas de consorcio y maquinas de la municipalidad a tirarnos todos los alambres de un terreno que hacia 14 años que teníamos, dejándonos los caballos en la calle; hoy en ese terreno hizo montones de guadal que sacan del canal y hoy con el fuerte viento sur, estamos tapados de ese talco venenoso, lo cual nos va a enfermar los animales, secar las plantas y afectar la salud de toda mi familia. Cuando quisimos hablar con él esta mañana, me dijo que lo dejara de joder, porque me iba a romper todas las costillas a palo”, dice en su denuncia en las redes sociales.

En tanto, en la segunda y última parte del texto anuncia: “Es lamentable que cuando hablas con algún empleado de la Municipalidad todos te dicen del maltrato que sufren por parte de él y del intendente Gustavo Botasso, el cual en su momento, cuando quise hablar con él me saco a los empujones y tirándome trompadas de la municipalidad. La verdad no puedo creer que estos dictadores nos estén representando y dejando tan mal parada a la ciudad de Hernando. Se habla tanto de violencia de género, que me gustaría que alguien me diga cómo se llama esta violencia que estamos sufriendo, de parte de estos supuestos representantes del pueblo”.

¿QUÉ DICEN DESDE LA MUNICIPALIDAD?

Por el lado de la Municipalidad, desde el Área de Comunicación informan que el problema comenzó cuando “este señor desarrolló este complejo, que es como un salón de fiestas, aun sabiendo que desde la gestión de Yamul, ese sector ya se había declarado como zona industrial; en su momento Lenarduzzi se llegó “de mala forma” a la Municipalidad a hablar con el intendente e increpó a Beatriz Roggero porque exige que le habiliten el lugar, cosa que no va a ser posible por lo que manifiesta la ordenanza”.

Expresan que: “en cuanto a las máquinas trabajan en la ampliación del canal en esa zona y que el guadal está terrible en estos días”; por último indican que: “ya han efectuado una denuncia en su contra pero que el enojo de esta persona perdura al no lograr la habilitación”.

¿CUÁL ES LA ORDENANZA QUE IMPIDE LA HABILITACIÓN DE ESTE COMPLEJO?

La ordenanza a la que se hace alusión, y que fue modificada durante la gestión del ex intendente Dr. Jorge Yamul, “considerando importante delimitar una sub zona dentro de la zona K para que en la misma se desarrollen determinadas actividades industriales y de servicios en forma exclusiva” es a la de uso de suelo Nº618-15 que modifica el artículo 15° bis de la Ordenanza 52/01 donde determina a la zona K que permite únicamente el desarrollo de actividades que comprendan la ubicación de depósitos de implementos, maquinarias agrícolas y camiones, con la excepción de equipos fumigadores tanto sean a tracción como autopropulsados. La presente zona comprende un uso de suelo con actividades de depósitos y acopios de insumos agropecuarios (agroquímicos y fertilizantes) y productos químicos o no, que tengan incidencia negativa sobre la salud humana o animal, con independencia de la magnitud de la misma. A su vez, en el Artículo 2 indica: solicitase a la Comunidad Regional del Departamento Tercero Arriba que no permita la construcción de planes de viviendas, como así también el asentamiento de viviendas individuales en un radio de 500 metros del límite sur y sur este del ejido urbano de la ciudad; admitiéndose en dicha zona una habitabilidad temporaria de personal de seguridad (cuidadores y serenos).-