Cómo es el nuevo esquema de retenciones a la soja

03-03-2020 – El incremento de tres puntos porcentuales en la alícuota de derechos de exportación de la soja comprenderá esencialmente a los grandes productores de más de 1.000 toneladas anuales (el 26% del conjunto), mientras que los pequeños productores de hasta 500 toneladas pagarán menos de 30%, según adelantaron fuentes oficiales. 

«En promedio, los productores medianos, de 501 a 1000 toneladas, pagaran lo mismo que ahora, el 30 por ciento de retención», acotaron.

Las nuevas medidas, que quedarán plasmadas este miércoles en un decreto, mantienen la alícuota de derechos de exportación del trigo y el maíz.

También trascendió que se podrían contemplar bajas para las economías regionales. 

Asimismo, se abrirá el registro de declaración jurada de ventas al exterior que se cerró la semana pasada.

Según se informó de manera oficial, el esquema experimentó los siguientes cambios:

-Soja (sin procesar, harina y aceite) 33% y biodiesel 30%

-Trigo, maíz y sorgo: se mantienen en 12%.

-Carne vacuna y aviar, se mantienen en 9%.

-Maní: baja de 12% a 7%; maní confitero de 9% a 5% y aceite de maní de 12% a 7%

-Harinas y aceite de trigo: cae de 9% a 7%.

-Girasol: de 12% a 7% el grano; de 12% a 5% la variedad confitera y el aceite.

-Arroz, de 9% a 5% el pulido; de 12% a 6% el con cáscara.

-Maíz flint: de 12% a 5%.

-Maíz pisingallo: de 9% a 5%.

-Quesos y lácteos: de 9% a 5%.

Reintegros a pequeños productores

En tanto, los productores de soja de hasta 1.000 toneladas comercializadas en la campaña 2018/19 podrán acceder a reintegros por sus ventas a la exportación.

Con esos reintegros, el Gobierno considera que la alícuota efectiva que tributará el 74% de los productores sojeros del país estará entre 21% y 30%.

Es, que según la escala, las retenciones serán las siguientes:

-Hasta 100 toneladas, 21%

-Entre 100 y 200 toneladas: 24%

-Entre 201 y 300 toneladas: 27%

-Entre 301 y 400 toneladas: 28%

-Entre 401 y 500 toneladas: 29%

-Hasta 1.000 toneladas: 30%

-Más de 1.000 toneladas: 33%

Malestar en las bases rurales

Desde el sector agropecuario argumentan que el nuevo aumento es insignificante frente al déficit fiscal y que la medida solo provacará un mayor malestar en el campo.

Por su parte, en el gobierno aseguran que, en efecto, el incremento no tiene «afán recaudatorio, ya que el Tesoro Nacional no se quedará con un peso para gastos generales y todo irá a las economías regionales y a los pequeños productores».

A pocos días de asumir, el gobierno de Alberto Fernández había aplicado un incremento de las retenciones de la oleaginosa, que en diciembre pasó del 24,5% al 30%.

La nueva política hacia el sector agropecuario provocó un fuerte malestar en las bases que amenazaron con iniciar un paro.

En efecto, en las últimas horas varios productores autoconvocados del interior habían anunciado medidas de protesta ante la presión impositiva, el desdoblamiento cambiario y la caída de precios.

En este marco, luego de salir de la reunión con el ministro Basterra, el titular de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), Jorge Cheme, señaló que si bien «por ahora no hay posibilidad de un paro», hay que ver «qué dicen las bases» ante el nuevo aumento impositivo.

Fuente: iProfesional