Análisis de situación de Maximiliano Montenegro

  1. ANTES Y DESPUÉS DEL 27 DE OCTUBRE:

  • El 27 de octubre será un día bisagra en la política y en la economía. Tanto Mauricio Macri como Alberto Fernández hacen su juego pensando en su futuro.

  • Macri, en plena campaña electoral del #Sisepuede, pretende que el dólar quedé “planchado” en $ 60 para el público minorista ($58 para mayoristas) hasta las elecciones. No sólo para mejorar sus chances electorales. Un nuevo salto del tipo de cambio y otro “fogonazo” inflacionario marcaría el cierre de su mandato con una nueva estampida en los índices de pobreza y mayor conflictividad social.

  • Necesita llegar al 10 de diciembre con estabilidad cambiaria, sacrificando las reservas del Banco Central que sean necesarias para garantizar la “supervivencia” en la oposición de su espacio político.

  • Esa situación se potencia si, como es probable, el 27 de octubre Horacio Rodríguez Larreta no logra ganar en primera vuelta (necesita superar el 50% de los votos, algo que nadie logró hasta ahora) y hay balotaje en la Ciudad el 24 de noviembre. Cualquier medida que haga más restrictivo el cepo golpearía al electorado de clase media de la Ciudad, al cual hoy el Gobierno dice que “entendió” que es necesario cuidar.

  • La preocupación a esta altura de Alberto Fernández ya no es el 27 de octubre, sino lo que le espera después. Quiere que el Banco Central  no siga vendiendo reservas en los montos actuales. Sabe que cuanto menos reservas “reales” queden el Banco Central el 10 de diciembre menor será el margen de maniobra para la política económica del próximo Gobierno y por lo tanto los grados de libertad para garantizar su propia gobernabilidad.

  • Conclusión: hasta el 27 de octubre, salvo un “cisne negro”, la economía seguirá por el mismo sendero: con el mismo cepo que desde inicios de septiembre, el BCRA continuará vendiendo reservas para defender un dólar alrededor de los 60 pesos.

  • Si se ratifica el resultado de las PASO (el escenario más probable), el 28 de octubre se larga una pulseada feroz entre Macri y Alberto Fernández por cómo se llega al 10 de diciembre: qué tipo de cepo (cuántos dólares para atesorar y para el turismo al exterior se autorizan), qué nivel de tipo de cambio y cuántas reservas quedarán en el Banco Central hasta esa fecha.

  • El FMI también jugará un rol importante en esa discusión. Ahí los intereses de Alberto Fernández y el Fondo serán los mismos: cepo más duro o dólar más alto, pero la prioridad será cuidar las reservas.

  1. EL COSTO DE LA CAMPAÑA HASTA EL 27: AHORA u$s 100 MILLONES DIARIOS.

  • El BCRA continuó vendiendo en promedio 94 millones de dólares por día en el mes de octubre (hasta 08/10 último dato disponible).

  • Evidentemente, Alberto Fernández está muy asesorado y obsesionado con el tema: “Lo único que le pedí al presidente cuando hablé con él es que cuidara las reservas, y pareciera que lo hace adrede porque está perdiendo 100 millones diarios”, dijo esta semana.

  • Entre las PASO y el 30 de agosto, previo al cepo, el BCRA vendió en promedio 146 millones diarios para evitar que el dólar se dispare por arriba de 60 pesos (con 4 días críticos previos al CEPO, con ventas promedio superiores a los 300 millones diarios)

  • Pero aún con cepo, el BCRA lleva un ritmo de ventas promedio de U$S 70 millones diarios para evitar que el tipo de cambio supere la barrera de los 60 pesos en el minorista. Este ritmo implica unos u$s 1.400 millones por mes.

  • Entre el 2 de septiembre y el 8 de octubre- último registro disponible- , el BCRA acumuló ventas en el mercado de cambios por 1.884 millones de dólares.

  • En el Ministerio de Hacienda dicen que el ritmo de octubre es más alto, porque corresponde a la primera semana del mes, cuando se renueva el cupo de compras de 10.000 dólares, pero que después se estabilizará más abajo. Sea como fuera, el ritmo de ventas del BCRA sigue siendo alto. Y sigue siempre latente la posibilidad de una aceleración de la corrida de plazos fijos de hasta 600.000 pesos (máximo autorizado por el cepo) al dólar.

  • Es muy probable que el cepo cambiario pase de está versión “light” a un control de cambios más estricto (post  27 de octubre).Con menores cupos de atesoramiento para personas físicas y con la posibilidad de aparecer un dólar financiero/turista .

  1. SUBA DE BONOS, BAJA DEL RIESGO PAÍS Y DECLARACIONES  “MARKET FRIENDLY” DE FERNÁNDEZ.

  • Como se dijo, Alberto Fernández le pidió a Macri que cuide las reservas . El titular del BCRA,Guido Sandleris, en la presentación del Informe de Política Monetaria señaló  “ siempre hemos cuidado las reservas” . Sin embargo, no explicitó cuántas “reservas netas” tiene el Central en la conferencia de prensa.

  • Además , en la semana  Fernández siguió hablando de “reperfilar” la deuda sin quitas o de  hacer un “canje a la uruguaya” . Sus declaraciones tuvieron su efecto en los bonos argentinos: acumulan una suba entre 4% y 9% – en dólares-  en el mes de octubre. El riesgo pais cayó de 2160 a 1888 puntos básicos el viernes pasado, todavía en nivel exorbitantes.

  1. VENCIMIENTOS DE DEUDA EN DÓLARES HASTA FIN DE AÑO.

                                

  • La discusión respecto de las reservas netas del BCRA  tiene su explicación en los abultados compromisos que tiene el país hasta fin de año. Según la Oficina de Presupuesto del Congreso Nacional, los vencimientos en dólares entre octubre y diciembre ascienden a 6.447 millones de dólares. Descontando los pagos ya realizados de octubre, quedarían unos U$S 4.600 millones.
  • Esto considerando capital e intereses de  Letras del Tesoro Nacional (Letes), Bonos soberanos y deuda con Organismos Internacionales de crédito. Además, todavía no está claro, cómo se va a pagar la deuda en pesos (ver gráfico): aún descontando los pagos ya realizados en octubre (cancelados emitiendo pesos contra dólares que el Tesoro le vendió al BCRA), son más de u$s 6000 millones de deuda en pesos que se suman a la cuenta. Otras estimaciones ubican los vencimientos de esa deuda en pesos en unos U$S 4000 millones hasta fin de año.

  • Como sea, son números muy importantes si consideramos que las reservas netas o “reales” del BCRA se ubican en 13.370 millones de dólares. A esos “dólares contantes se suman unos U$S 3.400 millones que quedan ahora de la cuenta para “fortalecimiento de las reservas” que el FMI autorizó echar mano para pagar deuda: en 10 días ya se usó más de la mitad para cancelar deuda en dólares y en pesos de octubre. 

  • Todo lo que el Banco Central venda para controlar el dólar en el mercado cambiario en los próximos 2 meses atenta contra los márgenes de maniobra de la política económica a partir del 10 de diciembre.

                            

  1. POST-CEPO: PLAZOS FIJOS MINORISTAS CORREN AL DÓLAR. SE ACORTA EL PLAZO  DE COLOCACIÓN DE LOS PLAZO FIJOS.

  • Desde la aplicación cepo cambiario los plazo fijos del sector privado cayeron 3,6%. Pasaron de $ 1.203.189 millones a $ 1.146.119 millones.                                            

  • Pero la baja es mucho mayor entre los ahorristas minoristas que entre los mayoristas (más de 1 milón de pesos), ya que las empresas tienen prohibido comprar dólares para tesoramiento.

  •  Según los datos publicados por el BCRA, entre el 01/09 hasta el 9/10 (último dato disponible) el stock de depósitos a plazo fijo de más de un millón de pesos cayó $ 12.106 millones.

  •  Mientras que, en el mismo período, el stock de depósitos a plazo minoristas (menor a un millón de pesos) disminuyó en $ 44.964 millones. Una baja de 8,1%: de 553.951 millones de pesos 508.987 de pesos.

  • Además, hay un evidente acortamiento en el plazo de colocación. En marzo pasado, se colocaba a un plazo de entre 30 y 59 días el 64% del total de los depósitos. 

  • Mientras que en octubre ese porcentaje se elevó al 74%. Es decir, subió en 10 puntos. Lo que muestra que cada vez se renuevan a plazos más cortos por la incertidumbre económica y temor a otro salto cambiario “licue» nuevamente su ahorro.

  • No hay riesgo de restricciones a la salida de depósitos en pesos. (El mecanismo es así: Los bancos no renueva Leliqs al BCRA, el BCRA emite pesos y les paga, los bancos devuelven los pesos a los depositantes). El riesgo es una mayor presión sobre el dólar.

  1. DEPÓSITOS EN DÓLARES: LA SANGRÍA CONTINÚA, PERO A MENOR RITMO. 

  • Los depósitos en dólares en los bancos cayeron de U$S 32.503 millones el viernes previo a las PASO a U$S 20.982 millones el 09/10 (último dato oficial disponible). Es decir que en el acumulado desde las PASO salieron del sistema U$S 11.513 millones. Es una caída de los depósitos del 35,5%. Un promedio de retiro de depósitos de U$S 274 millones diarios.

  • Sin embargo, esa salida de dólares del sistema (a cajas de seguridad, al  “colchón”, o al exterior) se desaceleró fuertemente en los últimos días.

  • Entre el 1 de octubre  y el 9 de octubre, el retiro promedio fue del orden de los U$S 58 millones. 

  • Para abastecer a los retiros de depósitos y no tener problemas de liquidez, los bancos tienen -según el informe diario del BCRA al 08/10- dólares en efectivo (producto de la cancelación de créditos en dólares a exportadores) por 3.853 millones de dólares .Hace un año, esa disponibilidad de «dólares en efectivo» era sólo de 2.406 millones. Además, cuentan con depósitos que están “encajados» (inmovilizados) en el BCRA por u$s 8.568 millones (al 08/10).

  • Todavía hay mucho margen en el sistema para seguir respondiendo al retiro de depósitos en dólares, en especial con la baja pronunciada en el ritmo de salida.

  • Cepo (la imposibilidad de comprar dólares por encima de un límite) es una cosa y “corralito” (la imposibilidad de retirar los depósitos en dólares o en pesos) es otra cosa muy distinta.

Fuente: Plan M